viernes, 25 de mayo de 2012

"Corazón de ángel", detectives y filósofos

El título es probablemente uno de los más crípticos que he escrito, pero tratándose de una novela de detectives con un final de esos que sorprenden, he tenido que esforzarme por encontrar algo que aludiera al tema de la historia sin destriparla a quienes no la han leído. Claro que es bastante posible que sí conozcas la peli, de 1987, fantásticamente dirigida (y adaptada) por Alan Parker y protagonizada por Mickey Rourke y Robert de Niro. Si es tu caso, te puedes ahorrar el libro, como también ocurre con "Hellraiser", y eso que William Hjortsberg (esta será la última vez en esta entrada que escriba dicho apellido) escribe bastante bien, con ese estilo tan propio de las novelas de detectives que triunfaron en los 50 gracias a Chandler y compañía.


El título original de la obra es "Falling angel" (Ángel caído), que tiene más gracia, pero se ve que la editorial Versal decidió recurrir al título de la película, "Angel heart" por motivos puramente comerciales. Vamos, que si no se hubiera hecho peli no habrían publicado la novela (teoría que me confirma descubrir que esta última se publicó en su edición original en 1978, pero que Versal no publicó en España hasta el año en que se estrenó la cinta de Parker). Esta edición española está correctamente traducida por Eduardo Goligorsky (no, este apellido tampoco vas a verlo más), tiene 254 páginas que se pasan volando, y tapas blandas ilustradas con... ¡fotos de la peli! Qué sorpresa.

La novela relata la investigación del detective privado Harry Angel por encargo del enigmático Louis Cyphre, muy interesado en descubrir el paradero de un cantante de éxito llamado Johnny Favorite. Y a partir de esta premisa tan sencilla, Angel emprende una búsqueda muy intensa que le llevará a conocerse a sí mismo, y de ahí el título de esta entrada, aunque nadie sepa a quién atribuir realmente el dichoso aforismo griego, conocido por todos gracias a "Matrix" y no a ningún libro.

Como he comentado, la novela se lee muy bien, reúne todos los tópicos del género de detectives (tipo duro y listo, femme fatale, apariencias engañosas), un ritmo endiablado y un final... Bueno, a mí no me convence cómo está narrado el final, porque la derrotista decisión del prota no me casa, y porque el autor no termina de mojarse, cosa que sí ocurre en la película, bastante más estremecedora. Total, que el hecho de que rodaran la adaptación hizo innecesario que editaran la novela en español. Qué parajoda. A ver quién es el valiente que dice aquello de "me gustó más el libro".

Lenguaje: ***
Trama:****
Emotividad: **

2 comentarios:

  1. Gracias por compartir tus impresiones.
    Yo vi la película hace muchos años. Después descubrí y leí la novela (aunque no en la edición que mencionas, sino en la gustada colección Gótica de Valdemar -#73-, con el mismo traductor, pero con el título correcto "el Ángel caido"). Ello me llevo a volver a mirar la película. Ambas me gustaron.
    Saludos desde México, D.F.
    ALeK

    ResponderEliminar